As Maletas Viaxeiras-colaboración familias

As maletas viaxeiras son divertidas, as aportacións que chegan a través do correo mostran a nenos e nenas felices de ter na casa materiais compartidos da escola. Os comentarios que facedes os pais e nais sobre este xogo na casa, axúdanos a organizar as cousas mellor e achegar os peques, recursos adecuados e axustados aos seus intereses.

Grazas

A NOVIDADE DA MALETA DE VARREDORA

Aparte de jugar con papá en casa, compartió su mochila con Maribel.

DOCUMENTO EN PDF : ALBA E A MALETA DE ZAPATEIRA

Alba_zapatera – para ver, clik no texto

Hola!

Alba disfrutó mucho con la mochila de zapatera (y no sólo Alba), la verdad es que no paramos de jugar con ella durante toda la semana. Nosotros para que lo recuerde y lo repase, porque le gusta mucho contar cosas y se lo cuenta a todos los que pasan por casa, le hicimos un librito. 
 
 
Me parece una experiencia muy buena, le encantó ponerse el traje de zapatera y meterse en el papel (lo de incluir el traje fue genial). Ella empezó muy pronto con el juego simbólico y nos encanta que lo desarrolle con diferentes oficios. Ya esperamos con impaciencia la siguiente mochila, la de carpintera, de hecho ya estuvo practicando a atornillar este fin de semana.
 
Saludos!!

LOLA É A MALETA DE PELUQUEIRA

LOLA E A MALETA DE MODISTA

APRENDENDO CA BISAVOA

Nos a dado para mucho….en este oficio la bisabuela de Lola también ha participado ,aprendimos nuevo vocabulario, incorporamos al juego cosas nuestras, asi vemos que a la hora de recoger cada cosa tenia un sitio diferente. Y el último día metimos cosas con las que habiamos jugado nosotros para que los demás también pudieran, un valor que intentamos siempre inculcar.

LIVIA E A MALETA DE MODISTA

Jugó mucho con su padre. La tía Mari de Livia (tía de su padre) le hace vestidos, entre ellos su vestido de bautizo, y como vive en Madrid nunca la vio coser. Su padre le explicaba como cosía su tía.

Le gustó mucho jugar con lo hilos y con las agujas de plástico. También con las diferentes telas y tejidos que ella iba diciendo cual era más suave, más bonita, etc. Pasamos unas tardes muy divertidas.

 

LIVIA E A MALETA DE ZAPATEIRA

MARABILLOSO REPORTAXE FAMILIAR: A VINCULACIÓN DOS OFICIOS CA HISTORIA FAMILIAR 

Con la mochila de Zapatero, estamos aprovechando para trabajar con ella las raíces familiares y estamos recopilando fotos de mi bisabuelo que era zapatero.
 
 
 
 

LEO E A MALETA DE CARPINTEIRO

Pensé que iba a ser la maleta que más le iba a gustar, porque le gusta aporrear cosas 😂 , pero no contaba con su obsesión por el hockey. Le buscó esa utilidad y no conseguí que hiciera otra cosa!

LEO E A MALETA DE PELUQUERO 

Esta fue la maleta que más disfrutó Leo! Estuvimos jugando a la peluquería, primero yo hice de peluquera y él de cliente, después ya tomó él el mando y me peinó y cortó el pelo y también a un peluche gorila. Esperemos que esta experiencia le sirva para dejarse cortar el pelo la próxima vez que le intentemos cortar el pelo!

 
 
 LEO E A MALETA DE MODISTO
 
 
Leo se lo pasó muy bien con la mochila. Aunque al principio no quería abrirla, solo paseaba con ella de un lado a otro de la casa 😂!
Después la abrimos, fuimos nombrando cada cosa y él se divertía metiendo y sacando el material en los bolsillos mientras decía su nombre.
El juego duró poco porque a Leo todavía le cuestan este tipo juegos, pero lo que es él, se concentró bastante en intentar cortar la cinta con las tijeras y en medir con la cinta métrica. Al principio no se centraba, pero reaccionó muy bien cuando le canté alguna canción, tipo “así cosía, así así, así cosía que yo le vi”.
También le gustó que mamá se disfrazara y fuéramos iguales.
En definitiva, una gran experiencia!
 
LEO E A MALETA DE ZAPATEIRO
Leo se lo pasó muy bien jugando con la mochila de zapatero. A diferencia de las herramientas de modista, las de zapatero le eran más conocidas h sabía utilizarlas sin explicación, solo que el martillo lo utilizaba más como carpintero. Se entretuvo bastante tiempo, incluso cogió algunos de sus zapateros para jugar y cuando se cansó, guardó todo en la mochila él solo.
Coincidió además que justo después de tener la mochila en casa, se le rompió la hebilla del tenis de la escuela y lo llevamos al zapatero. En cada visita se interesaba por ver las herramientas, yo le iba indicando aquellas que también estaban en la mochila como los cepillos. Incluso era difícil marcharnos de allí!
De nuevo, una gran experiencia!